ÚLTIMO MOMENTO

De Rooy “espero un Dakar más difícil”

(Enviado especial: Franco Carnero) Luego de haber liderado la primera parte de la carrera, el holandés y su camión Iveco sufrieron problemas de motor cuando transitaban la primera etapa después del día de descanso, esto los retrasó y les hizo perder la punta en la general. Pero el mismo piloto comentó que el recorrido que se uso fue bastante más fácil y eso quedó demostrado en la cantidad de participantes que arribaron a la meta.

Comparándolo con carreras en África e inclusive con años pasados aquí en Sudamérica, cree que el Dakar debe ser una competencia muy dura tanto para las máquinas como para las tripulaciones.

Este año De Rooy encara el Dakar con 4 camiones Iveco. El que pilotará el mismo con trompa y los 3 restantes son frontales. También destacó que si bien los chasis son iguales en todos los camiones del equipo, la posición de la cabina en el vehículo con trompa hace que el manejo cambie de gran forma. Teniendo este un estilo de conducción y tránsito de curva más parecido al de un auto, por tener los neumáticos delante de la cabina.

“Para este año instalamos motores Common Rail de Iveco en los 4 camiones. Es un motor más confiable y que genera menos emisiones para cumplir con el reglamento de la carrera. Tiene 6 cilindros y 850 caballos de fuerza aunque es similar al estándar que se vende en Europa pero tiene modificaciones en el turbo para mejorar el torque en las revoluciones que lo deseamos”.

A la hora de calificar cuales son los elementos que más se cuidan durante un Dakar destacó los elásticos de suspensión que hacen mucha fuerza por los saltos y el embrague. Pero han estado trabajando en la durabilidad de estos elementos y creen que no será un factor decisivo. Inclusive se instalaron cámaras en la suspensión delantera para que el mecánico a bordo, Darek Rodewald, que va sentado entre el piloto y el navegante, vaya viendo si estas sufren algún deterioro mientras van corriendo.

Respecto a la competencia, Gerard se mostró confiado y comento: “todos los años Kamaz esta en la pelea por la punta, pero no se si su nuevo motor los beneficiara ya que esta diseñado para otro tipo de tareas. Seguramente Tatra estará en la pelea por alguna especial al igual que MAN pero veremos si podrán mantener el buen ritmo toda la carrera”.

Acerca de su propia estructura dijo que ve con mucho futuro a Pep Vila, quien maneja el camión con el que el mismo Gerard ganó la edición 2012 y espera que Hans Stacey pueda estar en buena forma durante toda la competencia para mostrar que no sólo tiene buenos parciales.

De Rooy agradeció a la concesionaria Aurelia, representante de Iveco en Argentina por haberle confiado sus instalaciones para trabajar en estos días previos a la carrera y comentó que se siente muy bienvenido cada vez que ve a la gente al costado del camino vivandolo. “La gente es muy apasionada por las carreras aquí y parece que los camiones les gustan aún más”.

El holandés de 33 años, hijo del mítico y revolucionario Jan De Rooy, apunta a hacer una carrera a fondo, como siempre lo hace fiel a su estilo. Esto nos asegura un gran espectáculo en la categoría camiones para este Dakar Argentina-Bolivia-Chile 2014 que estará comenzando el 4 de Enero en Rosario.

* Imagenes: Franco Carnero

Compartí la emoción

Notas relacionadas

« »

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *