ÚLTIMO MOMENTO

Manuel Belgrano, del sufrimiento a la euforia de la permanencia

2    rugby  Equipo RDE

IMG_20141018_133444Por esas cosas de la vida, la casualidad, Manuel Belgrano en la última fecha jugó ante San Cirano; en juego estaba ni más ni menos que la permanencia en la máxima categoría del a URBA; sin lugar a dudas que un tesoro que todo club quiere adjudicarse. Una verdadera final, con 15 gladiadores por lado que luchaban a la par por lograr la permanencia. Este encuentro no se podía permitir un final abierto, de hecho fue un duelo no apto para cardíacos, porque se definió con la última jugada.

Hubo un penal para Manuel Belgrano, Santiago González Fischer fue el encargado de patear a los palos; no estaba solo y lo sabía porque todos los maristas estaban en el pie de él; las pulsaciones se detuvieron para todas las almas, el silencio invadía y hasta el viento se detuvo para presenciar dicha ejecución; tras unos segundos Fischer comienza la caminata para patear y la ovalada tomó altura y entró, desatando una verdadera fiesta porque las cifras decretaban un 21 – 20 a favor de los locales que consiguieron quedarse en la máxima categoría del rugby de Buenos Aires.

A lo largo del partido hubo dos dominadores, el primer tiempo fue todo para Manuel Belgrano; en tanto que en la segunda mitad, San Cirano.

IMG_20141018_134046El comienzo del cotejo tuvo a los dirigidos por Facundo Salas defendiendo su ingoal con uñas y dientes, construyeron una verdadera muralla para anular cada intento de San Cirano. El viento jugaba un papel fundamental, ya que cada pelota al aire se veía desviada por la propia naturaleza. El primero en pasar al frente fue la visita, que de penal (tras errar el primer intento) logró poner el 0 – 3; pero luego Manuel Belgrano tuvo en los pies de González Fischer un penal que lo convirtió e igualó las acciones en 3.

De aquí y en un abrir y cerrar de ojos, los maristas repuntaron, se animaron y comenzaron a encontrar los espacios gracias a pases precisos, corridas por los huecos y así se arrimaron al ingoal que en dos ocasiones, Juan Ignacio Elmiger, logró apoyar la ovalada para que los locales se vayan arriba en el tanteador 18 – 6. Mejor resultado imposible, ya que todas las acciones eran manejadas por Manuel Belgrano.

Tras el descanso, San Cirano salió decidido a meter los manotazos de ahogado, sabía que tenía que arriesgar y dejar todo y así fue. Cinco minutos tan solo duró la resistencia marista, hasta que Diego Soler más la conversión de Esteban Fleming, comenzó a arrimar a la vista, el tablero reflejaba un 18 – 13. Los nervios comenzaron a aparecer tanto en el público como en los jugadores locales, que mostraban signos de fatiga, pero así y todo seguían dejando todo en la cancha.

IMG_20141018_152031Promediando la mitad de este tiempo, el árbitro, Gustavo Tomanovich, tuvo una serie malos cobros y por ello San Cirano se veía beneficiado para mantener la ovalada en su poder durante toda esta parte. La presión y el empuje de los visitantes era tal que durante 20 minutos se jugó todo el cotejo a metros del ingoal de Manuel Belgrano, lo que obligó a los locales a defender con uñas y dientes cada una de las arremetidas. Sabían que estaba en juego la permanencia y por ello la muralla que construían era a conciencia.

Cuando restaba cinco minutos para que termine el cotejo, la tozudez de San Cirano hizo que Alejandro Visciglio, anotara el try y desate la euforia en los jugadores y la tribuna visitante que lo festejaron como nunca porque lograron pasar al frente 18 – 20. La desolación se apoderó del equipo de Ingeniero Maschwitz, porque no podían creer de la forma que se les estaba escapando el duelo. Era el descenso y no quería llegar a esto, es por ello que cuando tomaron la ovalada, los de Manuel Belgrano sabían que era la última ocasión para poder permanecer en la máxima categoría.

IMG_20141018_152148Fueron como perros de caza buscando llegar al ingoal, avanzaban centímetro a centímetro y San Cirano los detenía como podían, tanto fueron que la visita se vio obligada a cometer un penal y allí tomó la responsabilidad González Fischer, quien tras una pausa, que pareció interminable, pateó y logró la conversión para poner las cosas 21 – 20 y desató la euforia en todo el público que fue corriendo a la cancha para festejar con los jugadores, demostrar la verdadera unión que se generó en el club en un momento complicado y por ello todos y cada uno de ellos fue participe de este logro; es más, el propio entrenador, Facundo Salas, hizo una ronda entre jugadores e hinchas y agradeció a todos por lo realizado para que el marsita siga en la máxima categoría.

Síntesis

Manuel Belgrano (21): 1- Santiago Martínez, 2- Juan Ignacio Elmiger, 3- Martín Llanpart, 4- Federico Cianni, 5- Agustín Martínez, 6- Francisco Julián, 7- Federico Menini, 8- Martín Ignes, 9- Nicolás Aguirre Pini, 10- Fernando Menéndez, 11- Santiago González Fischer, 12- Santiago Raffo, 13- Matías Menini (c), 14- Manuel Arano, 15- Ignacio Cafiero. DT: Facundo Salas.

San Cirano (20): 1- Ezequiel Ret, 2- Carlos Araujo, 3- Federico Rojas, 4- Mariano Decuzzi, 5- Lucas Paz, 6- Alejandro Visciglio, 7- Gaspar Geraghty Fleming, 8- Federico Figueiras, 9- Sebastián Xanthopoulos, 10- Diego Soler, 11- Tomás Tantucci, 12- Juan Francisco Rimondi (c), 13- Andrés Lanzi, 14- Ezequiel Melero, 15- Nicolás Sánchez. DT: Juan José Larroca y Ariel Ret.

Árbitro: Gustavo Tomanovich.

Voces de los protagonistas

Facundo Salas (DT Manuel Belgrano)

Santiago González Fisher

Martín Ignes

Compartí la emoción

Notas relacionadas

« »
2 Comments

    Dario

    22/10/2014 at 11:30 am

    que buen partidooo!! me mori! fui con mi sobrino que le gusta el rugby y me gustó!! muy lindo todo!

    Adrian

    19/10/2014 at 11:30 am

    U gran orgullo para el club Manuel Belgrano que desde que nos instalamos en Ingeniero Maschwitz, hemos sentido que es nuestra casa. Compartimos este triunfo y esta permanencia en la primera división de la Unión mas grande de la Argentina con todos los amigos de Escobar! Gracias por la excelente recibida y esperamos recibirlos en el club!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *