ÚLTIMO MOMENTO

Mateo Verón fue la “Bestia” y venció a Javier Maciel por decisión dividida

Mateo Verón fue la “Bestia” y venció a Javier Maciel por decisión dividida
23 Oct
1:40

Fue una victoria con un fallo polémico y controversial, sí. Pero, ¿quién le quita la alegría a Mateo Verón? El Chino derrotó a Javier Maciel este sábado en decisión dividida tras 10 rounds de boxeo y así se pudo tomar revancha de la derrota sufrida ante el mismo rival cuatro años antes en Sportivo Escobar. Gran éxito del crédito local en su regreso a las marquesinas principales del boxeo nacional.

El inicio fue caótico para el púgil garinense. Maciel, que no se subía a un ring desde noviembre del año pasado, lo tuvo a maltraer durante toda la primer vuelta. Un resbalón (que las imágenes demostraron que fue producto de un golpe nítido) y una caída que el árbitro dio como válida lo pusieron contra las cuerdas, literalmente.

La “Bestia”, con los pergaminos de haberse lucido en escenarios como el del clásico Madison Square Garden de Nueva York, dominaba cómodo ante un Verón que no podía afirmarse bien en el cuadrilátero y flameaba ante cada avance del oriundo de Malvinas Argentinas.

Tras ese comienzo desconcertante, el “Chino” de a poco se fue afianzando en el ring del Club El Porvenir de Quilmes. Una bomba cruzada cuando promediaba el tercer round hizo tambalear a Maciel y marcó la pauta de que el boxeador de la AFUG estaba en combate, aunque en líneas generales era su rival el que manejaba las acciones.

Un punto descontado por lado, imprecisiones, caídas bruscas, golpes ilegales, cabezazos. Todos esos componentes conformaron la ensalada que fue el resto del combate. Con más corazón que técnica, los dos contendientes iban al frente, pero lo que se veía no era de lo mejorcito. Verón tambaleaba ante cada ataque de Maciel, que comenzaba a dar muestras de cansancio en los rounds finales. Así, el “Chino” pudo aprovechar los últimos minutos de duelo para sumar puntos ante el jurado.

Con un punto descontado por lado, la definición del duelo se dirimiría en las tarjetas como en aquel histórico combate del 20 de junio de 2012 en las instalaciones de Sportivo en el que el púgil local perdió su título argentino superwelter. Todo daba a entender que en la noche del sábado la historia se repetiría y que Maciel regresaría al ruedo con una victoria, pero la sorpresa se apoderó de Quilmes cuando la victoria en fallo dividido cayó del lado del garinense: el “Chino” se convirtió en “Bestia” y le demostró a propios y extraños que las segundas partes, a veces, pueden ser mejores.

Compartí la emoción

Notas relacionadas

« »

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *